lunes, 21 de mayo de 2007

antianimos

quizás sea mejor así y de cualquier manera,
irse a la mierda no más
mientras sigo buscando tus piernas
desde la ultima vez que te vi
y te dije "de penas también se vive"
y tú siempre con eso de que porqué no escribes algo feliz
y yo siempre con lo otro de que tampoco sé hacerlo.

con el tiempo
me he licenciado en naufragios
y hecho experto en pesadillas.

y todos los días pinto sonrisas en las caras de las portadas de los diarios
pero ni así evito los lunes de toda la semana,
las inscripciones en las tumbas de todos los sueños nonatos.

de las manos,
la vida,
se nos pira.

y con ella todos los bocados que le ibas a pegar al mundo
se te quedan en migas
y escribes rimas por fracasos.

los dos vimos las sonrisa de aquel payaso
y era lo más triste que jamás había visto
y te dije "no puede disimularlo".

un payaso que se ríe de sus propios chistes.

y sin embargo sigues y sigues
y sigues,
¿pero no te diste cuenta de que pa ser feliz yo no valgo?
"es posible"
y trato de que no notes los miedos que me brotan las noches que no estoy borracho,
y es posible que el pasado y el futuro me tiriten
y tiren a dar
porque el vacío, cuando es por dentro, no se puede dejar
y duelen los embites de madrugada
y duele mirar hacia atrás:

el niño que fuiste
sigue en los pedazos rotos de la ventana que rompiste
el día que pensaste que podrías volar.

1 comentario:

Edryas dijo...

No me gustan los payasos que se ríen, está tan claro que dan pena... Yo creo que eso es lo que me gusta de House: NO SE RÍE